DALE, SI VOS PODES HACERLO BIEN.

0
242

Dejar de mirarse el ombligo.

Hace un mes que estamos viviendo distinto, que cambiaron las reglas, las formas, las conductas y las costumbres.

Pero no te pasa solo a vos. 

Abrí los ojos, mira afuera tuyo, el mundo está igual, es mas, está peor que todos nosotros, atravezando un proceso jamás imaginado, y perdiendo mucho más que vos.

Algo que pasa en todo el planeta, no sólo a vos, entendes?

Y pienso que estamos aprendiendo desde nuestras costumbres y manera de vivir, como debemos proceder.

Todo lo expuesto ya es sabido, sólo lo manifiesto para poder llegar a esta parte.

Hace sólo un mes, muchísimo tiempo o poco, todo depende desde donde lo mires, lo suficiente para manifestarnos de acuerdo a como estamos acostumbrados a ver las cosas:

La queja. 

Pienso que no entendiste….hay que re aprender!

No es oportuno, no es momento ahora de tirar lo peor hacia los demás.  Porque estás hablando de vos!

Entonces, vos hacé lo que te corresponde, que otro hará lo que le corresponde desde su lugar.

Y de eso se trata. 

“Cada lechón en su teta, es la forma de mamar”

Fueron otros tiempos los de marcar diferencias, tirar bombas, acusar, subestimar, alimentar fantasmas, maltratar o ningunear al otro.

Porque los demás están haciendo lo que pueden y no lo que quieren.

Porque así no se ayuda, no se colabora, no hay logros.

Predica con el ejemplo, no con la especulación.

Cada persona en este pueblo hace lo que puede hacer, y si no lo hace, hay quien lo ponga en su lugar.  Las leyes, la vida o el virus. Alguien lo pone, seguro.

Entonces, en vez de quejarte, predicá con el ejemplo, colaborá, sin poner en jaque al resto,  asustando a los que confían en lo que decís, dibujando un panorama tan negro donde sólo se ve tu objetivo….

Si querés, podés tomar el ejemplo de nuestro Presidente e imitarlo desde tu lugar, paciencia, tolerancia, templanza y por sobre todo buena comunicación.

Si no tenés el ejemplo de tus mayores, implementá el de Alberto Fernández, que seguramente lo votaste o lo aplaudiste.

Hay que dejar de mirarse el ombligo, corren otros tiempos. Distintos. Duros. Pero otros.

Entonces, pensalo, en ésta estamos todos.

y si querés logros personales, así, son esporádicos, volátiles, inútiles. No es la forma, no es por ahí, y sólo hablan de vos.

Porque el que tiene una mancha en el ojo, ve todo manchado.

No es por ahí!

Desde tu lugar, ayudá, aunque sea a vivir tranquilo al resto, a esos mismos que muchas veces necesitas y vas a necesitar. Y ya bastante tienen con su parte.

Rescatemos lo mejor, que de lo peor se ocupan los que saben…

Y dejá de mirarte el ombligo.

El mundo está intentando pasar todo esto y que pronto termine.

Colabora desde tu lugar.

Se te pide muy poco como para no hacerlo.

                                        Gabriela Soldani

Comentários no Facebook